Cómo crear personajes de rol

Ene
24

Crear personajes de rol

Siempre que voy a jugar una partida con un personaje que me acabo de crear, me surgen un montón de dudas sobre cómo definir correctamente su personalidad y las cosas que le motivan. La verdad es que no resulta fácil intentar salirse de lo mismo de siempre, pero sobre todo es muy complicado encontrar un concepto rico en matices y a un tiempo original al crear personajes de rol. Sin embargo, creo que esto es algo en lo que debemos pararnos todo el tiempo necesario, ya que nuestro máster de cabecera nos agradecerá mucho que hayamos acotado perfectamente la personalidad de nuestro personaje, dado que le facilitará a él puntuar nuestra representación y a nosotros nos ayudará a tener más claro el rol del esbirro que acabamos de crear.

El proceso que sigo a la hora de diseñar a mi nuevo personaje pasa por unas reflexiones previas, que son:

  1. Debo intentar, en la medida de lo posible, no repetir un concepto de personaje que ya haya creado con anterioridad (ya que es la mejor forma de evitar aburrirnos del personaje en poco tiempo).
  2. Debo tener pensada una historia de vida para el personaje, que sustente todos los aspectos de la personalidad que voy a escribir.
  3. Debo tener clara la profesión del personaje, y el motivo que le lleva a elegirla. Lo mismo sucederá con su raza, si es que ha de elegirla.
  4. Debo pensar cuál es su alineamiento; es decir, qué posición toma el personaje con respecto a cosas como la justicia, el bien y el mal.

Una vez tengo claros los puntos anteriores, pasamos a definir lo que es la personalidad en sí. He estado reflexionando sobre cuáles serían unas preguntas que, sin importar el juego, podríamos hacer a todo personaje para conocer los diferentes matices de su personalidad, y he llegado a las siguientes, que se ajustarían a un modelo sencillo de descripción (tanto como nuestra pereza desee):

  • Breve historia del personaje.
  • Momentos de ese pasado que afectan a su vida actual de forma destacada.
  • Aspectos superficiales de su personalidad (los que se apreciarán tras cruzar unas palabras con el personaje).
  • Aspectos profundos de su personalidad (lo que está ahí aunque la gente no pueda apreciarlos sin conocer al personaje).
  • Metas en la vida.
  • Cosas que le gustan y que no le gustan al personaje.

Siguiendo esta pauta, un ejemplo de descripción podría ser:

  • Esbirrus es un hombre que fue criado en la alta montaña, donde vivió una infancia feliz pero humilde, en el seno de una familia que sobrevivía gracias a los asaltos a viajeros. Sus padres le enseñaron el arte del robo, que solía practicar cuando podía en su aldea natal.
  • Cuando Esbirrus tenía ocho años, sus padres fueron emboscados por un pequeño destacamento enviado por un comerciante que estaba harto de los constantes robos a sus caravanas cuando atravesaban la montaña, y ambos murieron, por lo que Esbirrus quedó huérfano. Fue recogido por uno de los mercenarios contratados por el comerciante, al igual que dos de sus hermanos, y éste los adoptó y trató como esclavos. Esbirrus hubo de sobrevivir durante años en esa penosa situación, de la que huyó tan pronto como tuvo la oportunidad, dejando atrás a sus hermanos pero jurando regresar.
  • Esbirrus se muestra desconfiado con las gentes, siendo temeroso y hasta cobarde. No le gusta hablar demasiado, y cuando lo hace puede llegar a resultar un tanto tosco, ya que no está acostumbrado a relacionarse.
  • A pesar de todo, Esbirrus es un hombre con una gran curiosidad, con ganas de vivir aventuras y recuperar el tiempo que ha perdido de su vida. No es una persona violenta, y prefiere evitar los problemas por temor a ser capturado y devuelto a su amo. Es discreto y reservado, y realmente tiene un gran corazón, a pesar de que a veces pueda actuar cegado por la codicia.
  • Su principal objetivo es lograr reunir el dinero suficiente para poder volver a la casa del comerciante y ofrecerle una suma tan tentadora que acepte liberar a sus dos hermanos, que todavía siguen prisioneros. Para ello es capaz de robar a quien sea, sin importarle lo más mínimo quebrantar las leyes o realizar actos no del todo lícitos, aunque sin caer nunca en el robo a los débiles ni el asesinato.
  • Esbirrus es muy aficionado a la música y a los juegos de manos, y de hecho es un gran jugador. Odia a la gente que abusa de su poder para obtener beneficio de la opresión, y de hecho puede llegar a perder los papeles con extrema facilidad si se encuentra con ello.

Espero que el ejemplo os haya resultado interesante, y sobre todo útil. Recordad que la descripción sólo se escribe una vez, por lo que merece mucho la pena hacerla detallada y adecuada a lo que queremos… y, por supuesto, recordad también que si el juego no la pide, no hay que malgastar tiempo en ella!

Sobre Rolero

Desde el año 2010 comencé a desarrollar Rolero, un proyecto desde la comunidad para la comunidad. Digamos que soy otro aficionado más a jugar, crear, grabar y escribir rol :) Pues apoyar mi trabajo en http://www.patreon.com/rolero

4 comentarios

  • Tecnobot
    Ene 24, 2010 @ 20:07 pm

    jo, qué historia más triste la de esbirrus, no? … Pero creo que está bien hecha. Ciertamente creo que es importante centrarse en todas esas cosas de los personajes, porque a la hora de desarrollar cualquier otro aspecto de ellos eso facilita la vida. Además, estoy seguro de que si consigues un buen personaje disfrutarás mucho más jugando 🙂 Por desgracia,a veces a los jugadores y jugadoras de rol sólo les mueve “un poder mayor” o la diversión de poder matar dos trasgos en lugar de uno. Creo que eso no es culpa de ell@s, sino tal vez de… no sé, de juegos poco enriquecidos, o más bien mal enfocados, y másters sin ganas de complicarse la vida… O tal vez haya gente que disfrute más con el rollo mata-mata que con el desarrollo de un personaje… Quién sabe? Sólo son mis rayadas personales 🙂

    Muy útil artículo

    • Ene 24, 2010 @ 22:54 pm

      Bueno, Esbirrus no es más que un invento aleatorio de mi maquiavélica mente de máster. Siempre podría haber tenido un nombre más afortunado, que diera como resultado una vida más afortunada… ¿tal vez Galganzorth?

      Un saludete 😉

  • SepH
    Nov 10, 2010 @ 15:42 pm

    Que opinas de un jugador que a pesar de llevar mucho tiempo en una mesa no es capaz de llevar a cabo un desarrollo de personalidad, a pesar de tener muchas historias que podrian definir a su personaje?

    • Nov 10, 2010 @ 16:04 pm

      Tal vez una buena solución sería que jugases su propio rol, en la misma partida, para que viese las posibilidades que tú, desde fuera y como director de juego, si has podido ver, ¿no crees? Ayudarles de forma positiva a ver sus errores suele ser la mejor manera de que se superen a si mismos.

      Y si no, siempre puedes ofrecer más puntos de experiencia por mejorar… jajaja!

Déjanos un comentario

Debes haber entrado a tu cuenta para comentar.

Buscar artículos

Artículos de Rol más Leídos

Google+

Destacado del Blog Personal